Wiki Berserk
Advertisement
Guts
ガッツ (Gattsu)
Espadachín Negro[1]
Guerrero Negro[2]
Krishna sena ("Guerrero de negro" Tapasa)
Asesino de cien hombres (por Judeau)
Hombre que pugna/Luchador/Hombre tenaz (por el Caballero de la Calavera)
Chatria de Durga ("Guerrero de Durga", Dhaiva)
Chatria viravadana ("Guerrero cara de bestia", Ganishka)
Información
Otros nombres Gatsu[3]

Gats[4]


Gattsu[5]

Especie Humano
Género Masculino
Armas Matadragones
Brazo mecánico
Armadura de Berserker
Ballesta
Mini bombas
Primera aparición
Manga Publicación 1
Anime Episodio 1
Actores de voz
Japonés Nobutoshi Canna
(Berserk (1997)[6], Sword of the Berserk, Seima Senki no Shō)

Orine Fukushima
(siendo niño; Berserk (1997)[7])
Hiroaki Iwanaga
(películas[8][9][10], Berserk (2016)[11][12], Berserk Musou)
Jun Inoue
(siendo niño; películas[13])

Español España:
Jordi Pineda[14]
(Berserk (1997))

Dani Albiac[15][16][17]
(películas)


Hispanoamérica:
Pablo Mejía[18]
(Memorial Edition)

Inglés Marc Diraison
(Berserk (1997)[19], películas[20][21][22])

Maria Dente
(siendo niño; Berserk (1997))[23]
Colin DePaula
(siendo niño; películas[24])
Michael Bell
(Sword of the Berserk)
Kaiji Tang
(Berserk (2016)[25][26])


"Si uno no es capaz de hacer lo que le plazca con su propia vida, está mejor muerto."
– Guts, "El Guerrero Negro" - Trad Daruma Serveis Lingüistics

Guts (ガッツ Gattsu?), tambíen conocido por su epíteto del "Espadachín Negro" (黒い剣士 Kuroi Kenshi?, llamado "Guerrero Negro" en las traducciones españolas de Daruma Serveis Lingüístics), es el protagonista de Berserk. Es un antiguo mercenario marcado que viaja por el mundo en una constante lucha interna entre perseguir su venganza y proteger a sus seres queridos.

En el pasado, se unió a un grupo de mercenarios conocidos como la Banda del Halcón, ayudando decisivamente en sus incursiones durante la Guerra de los Cien Años como capitán de la unidad de asalto ("avanzadilla de carga" en el doblaje español de Berserk (1997). "tropa de combate" en la edición de EDT y "pelotón de asalto" en la edición Maximum Berserk). Sin embargo, tras los horrores acaecidos en el Eclipse, Guts se embarca en una guerra contra la Mano de Dios y los apóstoles.

Apariencia[]

Guts es de aspecto imponente. Es musculoso, de espalda ancha y piel ligeramente bronceada, con una cicatriz en su nariz infligida por su antiguo mentor y figura paterna Gambino.[27] Debido a los sucesos ocurridos en el Eclipse, su brazo izquierdo hubo de ser reemplazado por otro mecánico y su ojo derecho está siempre cerrado, además de portar una marca en la parte trasera de su cuello. Actualmente posee un mechón de cabello blanco cerca de su frente tras usar la armadura de Berserker por primera vez.

Personalidad[]

Gutsvol4

Guts es herido por una flecha

Su personalidad cambia significativamente a medida que la historia se desarrolla. Externamente muestra una actitud solitaria y arrogante, hostíl con cualquiera que lo tocase durante la mayor parte de su adolescencia. Durante este período de su vida, sólo el contacto con Casca y Griffith escapa de su ira inmediata. Pese a eso, Guts se hace más cercano a los miembros de la Banda del Halcón a lo largo de los tres años que viaja con ellos, viendo a la banda como una hoguera a la que se ha acercado para calentarse un poco y alejarse luego. Así, la deja para progresar y cruzar su acero contra rivales cada vez más fuertes hasta encontrar su límite, no en una banda sin batallas a su antojo, sino sin servir al sueño de otro, con sus propias batallas. Guts se pregunta si está echando por la borda algo insustituible que jamás podrá volver a obtener. Tras el Eclipse, acepta su soledad después de darse cuenta de la naturaleza demoníaca de los enemigos que se enfrentará. Cuando se da cuenta de que sus acciones fueron indirectamente la causa de las muertes de los miembros de la Banda, admite que él no tiene derecho a vengarlas y se centra en la búsqueda de una cura para la inestabilidad mental de Casca. Más tarde, cuando Isidro, Farnese y Serpico deciden unirse a él, Guts admite que él pensaba que no iba a tener compañeros de nuevo y ve esto como una nueva luz en su vida. En la charla que tiene con Serpico y Roderick en Elfhelm, Guts afirma que ha cambiado al aprender a la fuerza muchas cosas en el viaje para curar a Casca. Reflexiona sobre cómo, durante sus dos años de venganza, podía actuar de cualquier manera al jugar solo su propia vida: incluso, afirma que le daba igual ser herido. Sin embargo, cuando empezó a viajar con Casca, las luchas empezaron a ser para no morir. Al no poder asumirlo todo él solo, aceptó ayuda, lo que le permitió poder avanzar.

Al ver a Gambino y Shisu como sus padres adoptivos, Guts nunca ha pensado en sus padres biológicos, poniendo a Gambino como lo más parecido que tenía a un padre, a pesar del intento de este para matarlo. Incluso se deprime después de matar accidentalmente a Gambino en defensa propia. Tras matar a la primera persona en lo que sería una lista de cientos de muertos, Guts se puso como objetivo ser más fuerte, construyendo una fuerte relación con la espada, la cual prácticamente formaba parte de su cuerpo, llegando a sentirse inquieto si esta no está a su vera. Durante su tiempo con la Banda del Halcón, Guts contó a Casca que el no querer morir, sumado a que sólo sabía empuñarla, le empujaba a la guerra. También afirmó su convencimiento en sobrevivir a cualquier batalla siempre que la empuñara. Incluso asocia las chispas que saltan al entrechocar dos espadas en batalla con las chispas de las que hablaba Godo. Guts cae en la desesperación cuando esta constante es quebrada al ser Casca tomada por Griffith en Skellig pese a los intentos de Guts por combatir al Halcón Blanco. Después de haber sido violado por Donovan en su infancia, Guts desarrolló una aversión a ser tocado por otras personas. Cuando ocurre, reacciona violentamente a quien lo toca, mientras que reacciona con curiosidad cuando se da cuenta de que Casca durmió con él para mantenerlo caliente. Más tarde en la historia, después de que despertara en la nave de Roderick, Guts desea interiormente que Roderick no lo haya salvado mediante la realización de la respiración boca a boca.

Habilidades[]

Manejo de la espada y destreza física[]

E179-manejo de espada-manga

Guts puede enfrentarse a Nosferatu Zodd en igualdad de condiciones.

Luchando en el campo de batalla desde que tenía nueve años, Guts ha tenido casi dos décadas para convertirse en el formidable guerrero que es. Desde que tenía seis años de edad, Guts ha manejado espadas de gran tamaño, lo que culminó en su fuerza casi sobrehumana y su dominio de la espada. En la Guerra de los Cien Años, se hizo famoso por matar a cien soldados de Tudor él solo, e incluso ganó el respeto del legendario Nosferatu Zodd por ser el primer humano en tres siglos en herirle. Tras el Eclipse, puede rivalizar con las formas básicas de apóstoles formidables.

Durante la batalla contra los trols frente a la Iglesia de Enoch, Schierke se pregunta si sus habilidades sobrehumanas podrían deberse a cómo Guts, al permanecer en el Intersticio, consigue que su mente afecte a la materia de modo más fácil. Con la armadura de Berserker, trasciende las limitaciones naturales de su cuerpo y es capaz de confrontar a los apóstoles incluso en sus formas verdaderas.

E86-Guts furia enloquecida-manga

A pesar de su estatura, es diestro y ágil en la batalla, capaz de esquivar y contrarrestar ataques rápidos. Es pragmático e improvisador, aprovechando cualquier oportunidad para superar la oposición; en varias ocasiones, ha utilizado niños para atraer y distraer a los enemigos cuando es abrumado. Incluso combatientes conocidos por su agudo intelecto de combate, como Silat y Serpico, han caído presas de su capacidad adaptable e ingenio combativo.

Además, su voluntad indomable le permite atajar obstáculos aparentemente insuperables, llegando a automutilarse y dejarse herir para ejecutar contraataques contra sus adversarios.

Supervivencia persistente[]

Incluso tras permanecer durante un período de tiempo no especificado bajo el cadáver de su madre ahorcada, fue descubierto por Gambino y sus mercenarios. El Caballero de la Calavera señala que Guts "comenzó [su] vida desde la muerte", y al haber luchado contra ella desde entonces, es especialmente bueno en escapar de esta.

A pesar de la predicción de Zodd sobre la muerte de Guts durante el Eclipse, Guts se enfrentó en la ceremonia a hordas de apóstoles, incluso después de que sus compañeros fueras masacrados. Ya marcado, su determinación lo empuja a seguir pugnando y retener su propia humanidad.

Tales casos incluyen, pero no están limitados a:

E82-Luchador persisitente-manga
  • Sobrevivió a una de las operaciones mercenarias de Gambino, incluso cuando sus compañeros fueron asesinados por una andanada de flechas.
  • Después de ser derribado por un acantilado por los mercenarios de Gambino, sobrevivió a la gran caída, se defendió de una manada de lobos salvajes y fue por casualidad hallado por otra banda de mercenarios.
  • Durante su confrontación como rehén contra el hijo de un noble, trató de alcanzar la flor cortada de Chicchi. Esto provocó que el arquero detrás de él errara un tiro a su espalda y golpeara al hijo del noble.
  • En su duelo contra Bazuso, su supervivencia dependió en gran medida de cómo el hacha de Bazuso se agrietó poco antes de que partiera su cabeza.
  • Ya en la Banda del Halcón, fue el único que sobrevivió a un conflicto contra un ejército de soldados, lo que llevó a Griffith a maravillarse con su suerte.

Biografía[]

Pasado[]

Infancia[]

Nacido de una mujer ahorcada en un árbol, fue acogido por Shisu, una mujer que viajaba con un grupo de mercenarios capitaneado por Gambino.[27] Esta le tomó tras la reciente pérdida de su bebé. A los tres años presenció la muerte de Shisu a causa de la peste. Gambino enseñó a Guts a luchar cuando este tenía seis años. Lo hacía de manera muy violenta; incluso varias personas del grupo le pedían que no fuera tan duro con el chico. Debido a la falta de armas adecuadas para su tamaño, Guts se acostumbró a utilizar espadas grandes casi de la misma altura que él mismo. Desde entonces, Guts se centró en el manejo de la espada para ganar el favor de Gambino y más tarde para satisfacer sus propios deseos de lucha. Sin embargo, Gambino rara vez le dio su visto bueno. Fue tras una herida infligida por este que Guts adquiriró el instinto de abrazar su espada en busca de tranquilidad. A los nueve años, Guts participó en su primera batalla y recibió su primer sueldo, que compartió con Gambino.[27]

Gambino Stabbed

Guts mata a Gambino.

Aquella noche, Donovan, un compañero de Gambino, le pidió estar con Guts por una noche y el mercenario casi sin pensárselo aceptó.[27] Más tarde, el hombre entra en la tienda de Guts y lo viola. Al día siguiente, el chico intenta decírselo a Gambino, pero desiste.[28] Tiempo después, la banda de Gambino se dirige a una batalla, donde Guts sigue a Donovan y lo asesina como venganza. En la misma batalla, Gambino pierde una pierna.[28]

Dos años despues, Guts seguía participando en batallas y sobreviviendo.[28] Sin embargo, pese al oro que le llevaba a Gambino, este último seguía tratándolo mal, llegando incluso a golpearle. Una noche, Gambino entra borracho en la tienda de Guts con intención de matarlo, ya que lo culpaba por la muerte de Shisu, la pérdida de su pierna y que sus mercenarios le hayan perdido el respeto como lider, tachándolo como un niño maldito que debió morir que debió morir once años atrás bajo el cadaver de su madre.[28] Además, revela que efectivamente lo vendió a Donovan por tres monedas de plata. Después, Gambino se abalanza sobre él y el chico lo mata instintivamente. Después de esto, la tienda comienza a arder. Varios miembros de la banda entran para ayudar a Guts pero, al ver que había asesinado a Gambino, uno de ellos se le acerca para pedir explicaciones.[29] El joven, sin decir nada, casi le cercena completamente un brazo. A continuación, dos mercenarios más lo atacan, pero, al no escuchar su intento de explicar la situación, el chico logra esquivarlos y escapa en un caballo. Rápidamente, los mercenarios montan en sus caballos y los persiguen. Uno de ellos logra herirlo en la espalda con una flecha y Guts cae por un precipicio, tras lo cual los mercenarios lo dejan, creyéndolo muerto. Casi sin fuerzas, Guts se levanta en lo profundo del precipicio y comienza a andar en sufrimiento hasta que lo encuentra y ataca una jauría de lobos. Aunque Guts pensaba que sería su final, para su sorpresa, logra acabar con la mayoría casi de forma instintiva, haciendo escapar a los demás lobos. A continuación, cae al suelo exhausto y es rescatado poco después por una caravana de carromatos que pasaba por el lugar.[29]

Adolescencia[]

Tres años después de lo acaecido tras la muerte de Gambino, Guts vive como un mercenario independiente, sin un propósito más que sobrevivír. En un momento dado, Guts es apresado y llevado a un castillo en construcción. Guts se encuentra herido y débil, cayéndose en el camino, siendo azotado en consecuencia. Otro preso llamado Martino ayuda al joven a mantenerse en pie pese a la aversión de este de ser tocado. Martino charla con un desesperanzado Guts, logrando ganarse su confianza. Cerca de un acantilado, Martino insta a Guts a escapar bajando por allí, lo que termina haciendo Guts pese a sus dudas. Guts promete a Martino que se lo compensará. Guts es atrapado por los guardias, permitiendo a Martino -quien sonríe y dice al muchacho que se lo compensará ahora mismo- huir. Cautivo en un calabozo, Guts recuerda un consejo que le dio Gambino sobre no confiar en nadie en el campo de batalla tras comprender que fue usado por Martino.[30] Tras matar una rata y beber su sangre, Guts presencia un espíritu cerca de una flor. Al instante, Guts es abordado por el vizconde del castillo, quien le trata un poco las heridas y le comunica que dará su vida en un duelo arreglado para que su hijo aspirante a caballero pierda el miedo antes de su primer batalla.[31]

Más tarde, el espíritu reaparece y se presenta como Chicchi, agradeciéndole por haberle salvado de la rata que comía sus hojas. En compensación, Chicchi le da de beber gotas de rocío tras explicarle que no puede pasarle las llaves al estar restringida al área donde se encuentra su flor. Al ver sus heridas, Chicchi cura una de ellas con sus hojas. Al notar que es efectivo, Guts pide al espíritu que cure todas sus heridas, prometiéndole que le llevará a un campo de flores de su semejanza. Chicchi, sin pensárselo dos veces de la emoción, cura todas las heridas. Al despertar Guts por la mañana, se percata de la ausencia del espíritu, recordando que le había dicho que si perdía sus hojas desaparecería.[31] Momentos después, es mandado al duelo, llevándose consigo la flor de Chicchi. Pese a las condiciones injustas que le impusieron (una espada sin filo, su estado de malestar provocado por el hambre y un adversario completamente blindado), Guts le hiere aprovechándose de los puntos descubiertos de la armadura, tomándolo de rehén. Pese a que el vizconde pide no agredir a Guts, uno de los guardias intenta asaetarlo, pero este lo esquiva, provocando que la flecha impacte en el hijo del vizconde. En ese mismo instante, el guardia es asesinado por otros mercenarios que invadieron el castillo, quienes resultan ser la cuadrilla de Martino. Esto permite que Guts pueda escapar, quedando a mano con Martino. Tras ello, Guts deja la flor en un campo de flores semejantes tal como prometió al espíritu.[32]

000muerte de bazuso

Bazuso es derrotado por Guts.

Un año después, unos caballeros y mercenarios frenan su asalto a un castillo por la presencia de Bazuso, un formidable mercenario. Guts, ahora con 15 años, se ofrece a combatirlo.[29] Bazuso lo subestima, pero Guts le ataca rápidamente. El primer golpe mortal del joven es detenido por Bazuso con su hacha, la cual se agrieta, y en el segundo ataque el guerrero golpea el casco de Guts. Sin embargo, su hacha queda hecha añicos, aprovechándolo Guts para acabar con su adversario y cobrar la recompensa. Después se dirige por un camino donde un grupo de mercenarios estaba descansando. Al poco tiempo es asaltado por unos cuantos al mando de Corkas, quien quería hacerse con las ganancias de Guts. Guts mata a uno y cercena el brazo a otro antes de ser atacado por Casca. Guts la derriba y, antes de abatirla, es interrumpido por el líder del grupo: Griffith, quien derrota sin dificultad a Guts.[33] Al despertar de una pesadilla, Guts se encuentra en una carpa, dándose cuenta que está en un campamento de mercenarios. Por orden de Griffith, Casca tuvo que pasar dos días a su lado para mantenerlo caliente, propinando esta un puñetazo a Guts al salir. Tras ello, Griffith pide a Guts que lo acompañe a una colina. Allí, Griffith dice haberlo visto combatir a Bazuso, pareciéndole un sujeto fuerte y suicida, deseando unirlo a sus filas. Guts rechaza la propuesta, recordándole que son enemigos. Ante ello, Guts le propone un duelo con las siguientes condiciones: si le gana, le hará un hueco en su pecho, pero si pierde, se unirá a su banda o hará lo que sea que quiera.[34] El duelo es reñido, pero Griffith resulta vencedor. Tras ello, afirma a Guts que ahora le pertenece.

En la tarde-noche, Corkas y otros iban a atentar contra Guts, pero Casca interviene, agradeciéndoselo Guts. Luego, la Banda del Halcón se dirige a quemar las provisiones enemigas, ordenándole Griffith que se ocupe de la retaguardia cuando escapen.[35] La misión resulta exitosa. Si bien Guts mantuvo la distancia con los demás, estos le consideran parte de la banda: incluso si Guts afirma que se limitaba a hacer su trabajo, le homenajean en una celebración, en la cual se presentan al recién llegado. Es gracias a Pippin -quien lo llevó a la fuerza- que Guts empieza a desenvolverse en la banda.[36] A la mañana siguiente, entabla conversación con Judeau, quien le hace notar cómo los diferentes miembros son atraídos por el carisma de Griffith y la diferencia que existe con otras bandas de mercenarios, así como la duplicidad de Griffith junto con su convicción. Precisamente después, Griffith comparte con Guts su sueño de hacerse con su propio reino, así como la forma en la que obtuvo el beherit. Guts reflexiona sobre cómo un hombre de más o menos su edad y que ni es noble ni pertenece a la familia real puede estar tan convencido. Sus pensamientos son interrumpidos al ser empujado al agua, momento en el que Rickert le felicita por ser seleccionado para liderar a diez hombres.[37] En una batalla posterior, Griffith y Guts se encuentran en el atardecer rodeados de cadáveres. Allí, Griffith dice a Guts que, para él, el verdadero privilegio del hombre no se encuentra en su estatus, sino en su capacidad de guiar e influenciar el destino. Griffith le confiesa que nunca había hablado con alguien de esa forma.[38]

La Edad de Oro[]

Tres años después, Guts es ya jefe del pelotón de asalto. Es en su batalla contra los Caballeros de la Oveja de Hierro que el rey de Midland ve cómo la Banda del Halcón destaca entre los otros ejércitos. En esta batalla, Guts se lanza sin contar con el resto. Esto no le sienta bien a Casca debido a cómo han tenido una relación de constantes peleas debido a la irresponsabilidad de Guts, ya que este suele arrojarse de lleno contra el enemigo de formas peligrosas, poniendo en peligro a sus aliados. Cuando Griffith pide hablar con Guts, este responde que tiene en mente a sus hombres siempre y que ya no es el que solía ser. Pese a su cercanía con Griffith, Guts no asiste a la ceremonia en la que le nombran vizconde, prefiriendo entrenar.[39]

En una ciudadela enemiga, Guts había ordenado a unas tropas de su pelotón a invadirla. Sin embargo, tras una hora, incrédulo sobre los rumores de que "Nosferatu Zodd" se encontrase entre las filas enemigas, Guts intenta entrar pese a las advertencias de Gastón. Es hasta que aparece un desmembrado y moribundo Dilos que se confirma la presencia del "inmortal". Guts ingresa, viendo a sus hombres mutilados hasta toparse con Zodd. Guts le ataca, pero es contrarrestado por Zodd. Perturbado y confuso, Guts intuye que su oponente no es humano.[40] Cuando Guts toma una postura más combativa, se propone a romper la espada de Zodd, lo que logra hiriéndole incluso parte de su hombro. Sin embargo, no contaba con que Zodd se transformase en un gran ser monstruoso.[41] Posteriormente, Guts es ayudado por Griffith y consiguen cercenarle un brazo. Ante ello, Zodd los derriba y se coloca nuevamente su brazo. Dispuesto a acabar primero con Griffith, observa el beherit carmesí que este poseía y se retira. Antes, avisa a Guts de que su destino ya está sellado, esperando a Guts una muerte del todo inevitable. Tras lo acaecido, Griffith queda inconsciente, culpando Casca a Guts de ello.[42]

Un día después, Guts en muleta intenta ver al Halcón, quien se encuentra en audiencia con unos nobles. Guts ignora las advertencias de sus compañeros, llegando incluso a derribar a los guardias. Esto enfurece a Casca, recibiendo un puñetazo de ella.[43] Al día siguiente, Guts descarga su ira acumulada por las constantes peleas con Casca entrenando. Allí es abordado por Griffith, con quien charla en el balcón. Mientras Griffith responde preguntando a Guts si necesita algún motivo para arriesgarse por él, son abordados por el rey de Midland y su hermano Julius. Guts no expresa respeto hacía ellos, pero termina hincando la rodilla a regañadientes. Cuando Julius abofetea a Griffith tras haber tenido contacto físico con la princesa Charlotte al evitar que esta cayera al tropezarse, Guts inmediatamente le insulta, pero mantiene la calma por orden de su amigo. Por la noche, mientras estaba sobre un tejado, Guts decide que, por el momento, empuñará su espada por el Halcón.[44] Junto con los demás miembros de la Banda del Halcón, Guts asiste a la caza de otoño de Midland. A Guts le aburre el evento y le disgusta estar rodeado de nobles. Corkas le recalca cómo la Banda ha ganado el privilegio de realizar servicios de guarda.[45] Cuando Griffith es asaetado desde una dirección desconocida, Guts, alterado pregunta bruscamente a la princesa en qué dirección vino la flecha. Por fortuna, el Halcón salió ileso, aclarando que su beherit lo protegió. La expresión de Corkas de que tiene una suerte del diablo inquieta a Guts. Entretanto, Guts ordena a su pelotón ir tras el responsable. Por la noche, se reúne con Griffith en su oficina, donde este le pide que asesine a Julius, habiendo deducido que fue el responsable de su reciente atentado.[46]

Más tarde, Guts se infiltra en el señorío de Julius desde los tejados. Allí, observa a Julius entrenar duramente a su hijo Adonis, lo que le hace recordar cuando entrenaba con Gambino.[46] Momentos después, ingresa a la sala mientras Julius se encontraba solo, asesinándolo. Guts es sorprendido por alguien, matándolo al instante. Es entonces que descubre haber matado a Adonis. El acto afecta profundamente a Guts, pero no tiene más remedio que huir y asesinar a los guardias en su camino. Asaetado, se lanza desde la parte alta hasta una alcantarilla para huir. En el camino, tras golpearse la cabeza con una piedra, alucina que mata a Gambino y a su versión de niño siendo él Zodd. Al llegar a la sala donde cenaban los miembros de la Banda del Halcón, Casca nota que está herido y mojado. Guts pregunta por el paradero del Halcón, respondiendo Casca que se encuentra en una fiesta en el palacio Promrose.[47] Guts se dirige hacía allá, observando al Halcón junto a la princesa frente a una fuente. Guts intenta subir las escaleras, pero Casca -quien lo siguió a sus espaldas- le recomienda no hacerlo con ese aspecto, procediendo a vendarle la herida de su brazo. Esto extraña al mercenario. Ambos escuchan la conversación entre Griffith y la princesa, quedando abrumado Guts al escuchar de boca de Griffith que detesta a la gente que sólo vive por que sí sin ningún propósito real y que sólo considera amigo a alguien que considere su igual, alguien que luche por su sueño y no por el de alguien más. Ante ello, Guts se marcha.[48]

000guerra

Guts defiende a Casca de Adon.

El día siguiente, la Banda del Halcón se dirige a la campaña que podría finalizar la Guerra de los Cien Años.[49] En la batalla contra los Caballeros de la Ballena Azul de Tudor, Casca es atacada por Adon Coborlwitz, general de los caballeros, quien la denigra por su sexo.[50] Antes de ser fulminada por el caballero, Guts bloquea el ataque y se dispone a combatir con él. Casca, al borde de un precipicio, se desmaya y Guts cae con ella tras ser asaetado por Adon al intentar ayudarla. Ambos caen en un río y Guts la auxilia en un cueva mientras está inconsciente, dándole calor por una noche como hizo ella antes.[51] Al despertar Casca, esta se molesta con Guts y le ataca por desnudarla, discutiendo ambos por ello, argumentando Guts que de no hacerlo moriría. Más tarde, ambos conversan, contándole Casca su pasado y cómo la acogió Griffith en su banda, deseando desde entoces ser su espada.[52] También le cuenta que Griffith no es realmente una persona fuerte, sino que que se hace fuerte en pro de conseguir sus objetivos, ejemplificado en cómo se prostituyó para financiar la Banda del Halcón.[53] Ya buscando reunirse de nuevo con la Banda, son atacados por un regimiento de Adon.[54] Los dos jóvenes se defienden, pero al estar Casca muy débil, Guts le dice que regrese con Griffith, puesto que una espada siempre debe regresar a su funda.[55] El joven mercenario lucha contra todos su enemigos, y se cuestiona por qué lo hace: si lo hace por Casca o por sí mismo. Más tarde, la banda encuentra a Guts descansando apoyado en un árbol, recibiéndolos con una sonrisa.[56] Por la noche, Casca encuentra a Guts solo en una colina junto a su espada. Allí esta le unta el polvo de alas de elfo que Judeau le dio para curar sus heridas. Guts y Casca conversan de los sueños de cada miembro, comparándolos con pequeñas hogueras que se refugian cerca de la gran hoguera "Griffith". Al afirmar que él no siente que su llama esté allí, Casca comprende que pretende dejar la Banda del Halcón. Guts afirma que luchará bajo su estandarte hasta el fin de la guerra y ambos se reúnen con sus demás compañeros.[57]

Guts espada

Guts recibe la espada de Zodd.

Dado a sus constantes éxitos, el rey de Midland confía a la Banda del Halcón la reconquista de Doldrey. Anteriormente un bastión de Midland, Doldrey estaba ahora en manos de Tudor y gobernada por Genon, el mismo noble que financió a la Banda del Halcón.[58] Así, la Banda del Halcón se enfrenta a los Caballeros del Rinoceronte Púrpura en Doldrey. Guts se enfrenta a su poderoso líder, Boscogn.[58] El líder de los caballeros rompe la espada de Guts, quien se ve en la obligación de usar un cuchillo.[59] En la lejanía, Zodd estaba observando el combate, y lanza una gran espada al mercenario. Es así que Guts decapita a Boscogn y luego Casca y su unidad conquistan Doldrey.[60] Después de esto, la Banda del Halcón asiste a una gran celebración donde unos nobles intentan acabar con la vida de Griffith.[61] Consciente de esto, Griffith orquesta todo un plan de contraataque con la confidencia de Guts, cambiando el veneno de su copa por un elixir que solamente le haría parecer muerto y encargando a Guts acabar con el hombre que había envenenado la copa. Después, Guts asesina a quienes habían secuestrado, por orden del Halcón, a Elise, la hija de Foss, eliminando así, todo rastro que los podría incriminar en la muerte de los nobles conspiradores y la misma reina de Midland.[62]

Griffith vs guts2

Guts y Griffith se enfrentan por segunda vez

Un mes después, Guts se marcha sin decir nada, pero Casca lo detiene e intenta hacer que se quede. Luego se topa con Corkas y Judeau, quienes lo llevan a una taberna y lo intentan convencer también.[63] Corkas se enfada con Guts y le insulta al considerar estúpido que vaya detrás de su sueño, mientras que Judeau le explica que podría pasar toda su vida detrás del mismo. Tras hablar de sus vidas, Judeau le sugiere que intente algo con Casca, pero Guts se resigna, teniendo cierta inseguridad al saber que esta ama a Griffith.[64] Al borde de Wyndham, Guts es frenado por los capitanes de la banda y Griffith, quien se enteró gracias a Casca. Como Guts no cambia de parecer, Griffith le recuerda el trato que habían hecho años atrás y le dice que para que se pudiera marchar tendría que vencerlo en combate[65]. El combate entre ambos solo se extendió durante un ataque, con el cual termina venciendo Guts.[66] La noche del día siguiente, el Caballero de la Calavera se le aparece en medio del bosque, avisándole sobre "el Eclipse".[67]

Guts entrena en las montañas durante un año, alojándose en la casa de Godo, un herrero que vivía allí con Erica, su hija adoptiva. La niña solía acompañar y ayudar a Guts en sus entrenamientos.[68] Tiempo después, participa en un torneo de combates de exhibición, donde lucha contra Silat, un habilidoso guerrero oriental. Al derrotarlo sin mucha dificultad, el noble que organizaba el torneo propone a Guts servirle para aniquilar a la Banda del Halcón, a quienes describe como un grupo de bandidos fugitivos. Esto enfurece y preocupa a Guts, yendo a buscarlos.[69] Guts los encuentra una noche justamente cuando estaban siendo atacados por un grupo de mercenarios al mando de Silat, salvando a Casca de Silat y luchando contra él.[70] Tras usar varias armas sin provocar ningún tipo de daño en Guts y ser humillado, Silat no tuvo más remedio que huir, no sin antes preguntar su nombre a Guts.[71]

Guts y kiasca

Después, Guts se reúne con sus antiguos compañeros y discuten sobre todo lo acaecido en todo un año. Sintiendo culpa por lo sucedido a Griffith, Guts decide ayudarlos en su rescate. Por la madrugada Casca pide que le acompañe.[72] Allí, Casca intenta atacarlo, pero logra defenderse de todos sus ataques. Ella culpa a Guts de que la banda cayera en desgracia por irse, lo que Guts no comprende hasta que Casca le afirma que Griffith no podía hacerlo sin él. Guts se sorprende al oír esto y deja que Casca lo hiera. Casca le pide que suelte la espada, aceptando que realmente él no tiene la culpa. Casca confiesa a Guts que esta agotada de seguir luchando por el sueño roto de Griffith, estando consciente que él jamás le correspondería y que ahora tampoco sería una herramienta útil para su sueño. Casca decide lanzarse desde el precipicio que estaba a solo unos metros de ellos, pero para su sorpresa Guts la salva. Después, él intenta consolarla y se besan.[73] A continuación mantienen relaciones, pero su acto se ve interrumpido al recordar Guts su trauma sexual inducido por Donovan, lo que se agravaría al recordar sus traumas con Gambino.[74] Después de ser consolado por Casca y retomar y culminar el acto, Guts le explica a Casca qué hizo todo el año y por qué se fue, animandola a irse con él.[68]

Rescate griffith

Casca y los demás huyen por la alcantarilla.

Entretanto, Casca y una división de la banda viajan a Wyndham por tres días a caballo. Guts, Casca, Judeau y Pippin ingresan al castillo desde un pasadizo secreto-alcantarilla dentro de una lápida. Antes de ingresar, Guts y Casca discuten al "mezclar asuntos personales con el trabajo".[75] Al final de este pasadizo, ingresan a un mausoleo donde les esperaba Charlotte junto con su criada Anna.[76] A continuación, se dirigen a la Torre del Renacimiento, mientras la princesa cuenta a Guts y a los demás que la construcción de la torre se remonta a miles de años atrás, cuando un rey llamado Gaiseric gobernaba un gran imperio. Al escuchar de ello, a Guts se le viene a la mente el Caballero de la Calavera.[77] Cuando por fin llegan a la celda de Griffith y entran, todos quedan atónitos al ver que el Halcón estaba totalmente débil y demacrado. Guts abraza desconsolado al Halcón, sin darse cuenta de la hostilidad del mismo. El torturador los llama a la guardia y los encierra. Mientras espera su llegada, el torturador se burla de ellos y se jacta de las atrocidades que le hizo al Halcón, acto que provocaría que Guts rompa la según puerta indestructible y lo mate.[78] Al poco tiempo llegan los guardias, debiendo abrirse paso matándolos.[79] De regreso al pasadizo-alcantarillado del que entraron, son atacados por un grupo de Bakiraka, debiendo entregar a la princesa por un accidente.[80] Guts mata a uno enano y al esbelto alto. Fue gracias al ingenioso plan de Judeau que logran matar a la mayoría.[81] El grupo sobrevive al ataque explosivo de la mujer Bakiraka gracias a la experiencia minera de Pippin, escapando con éxito.

Wyaldguts

Wyald consigue parar todos los rápidos golpes de Guts.

El rey de Midland al ver que los Bakiraka no pudieron matarlos, decide encargárselo a Wyald, el líder de los infames Caballeros del Perro Negro.[82] El grupo se hospeda esa noche en la casa de una familia que apreciaba al Halcón y su banda.[83] Poco después de irse al día siguiente, son sorprendidos por Wyald y sus caballeros con los cadáveres empalados de la familia. Guts y Pippin deciden retrasarse para combatirlos, pero pronto Guts se da cuenta de que sin importar cuantos maten, estos no huyen. Es entonces que Wyald lo reta a un combate. Al notar el aura asesina de su adversario, Guts recuerda la sensación que tuvo al enfrentarse a Zodd y se pregunta si esa es la "muerte del todo inevitable" de la que le habló. Casca los llama para que crucen un puente donde anteriormente había colocado barriles con pólvora.[84] A pesar de esto, Wyald y los otros caballeros que sobrevivieron a la explosión continúan persiguiéndolos. Después de sortear las numerosas trampas que la banda había colocado, Guts y Wyald vuelven a enfrentarse.[85] Wyald revela que Zodd dijo que "en el Halcón había uno que merecía la pena", lo que confirma a Guts que Wyald es también inhumano. Al intercambiar varios golpes,[86] Wyald se transforma en una bestia. Aprovechando su fuerza sobrehumana, lanza por los aires a su contrincante con un árbol y mata a numerosos miembros de la banda antes de intentar violar a Casca.[87] Antes de que lo hiciera, Guts recobró la consciencia debido a las bofetadas que previamente le había dado en la cara la joven y cortó el problema de raíz, atacando fieramente a Wyald hasta que no pudo más.[88] Incluso entonces, Guts recuerda su entrenamiento en las montañas y sus charlas con Erica sobre su extenuante entrenamiento y si podría vencer a Zodd, lo que le hace seguir atacando pese a tener varias costillas rotas y no poder moverse en condiciones.[89] Tras aprovechar un momento de distracción usando el cadáver de un caballero y un tronco vestido con su armadura como señuelo, le asesta un aparente golpe definitivo en el cuello. Wyald cae y Casca corre a abrazar a Guts.[90]

Mientras unos miembros de la banda custodiaban el cuerpo de Wyald, Casca cose las heridas de Guts y luego este tiene una cálida interacción con el Halcón.[91] De repente, Wyald, luchando por sobrevivir, se arrastra para tomar al Halcón y exhibir su estado ante los demás y humillarlo para así provocar "el Eclipse" y poder recuperarse.[92] Como Griffith ya no tenía su beherit, Wyald intenta matarlo, pero aparece Zodd. Wyald y Zodd revelan su naturaleza como "apóstoles" y discuten sobre que Griffith realmente sea el "quinto", pero al final Zodd lo remata. Antes de retirarse Zodd, Guts pregunta si Wyald no estaba relacionado con la "muerte inevitable" de la que había hablado, a lo que Zodd responde que muy pronto lo sabría.[93] Tiempo después, en la zona fronteriza de Midland, el resto de la Banda del Halcón se encuentra devastada emocionalmente por el estado irreparable del Halcón. Guts intenta darles animos, pero desiste, lo que nota Casca cuando este se le acerca. Casca pregunta a Guts qué haría él por ellos, lo que no sabe responder.[94] Más tarde, discute con Judeau el futuro de la banda, optando por quedarse con ellos por Griffith. Judeau rechaza eso, sugiriendo a Guts que mejor se vaya con Casca, quien ya soportó mucho el peso del Halcón. Gastón y el pelotón de asalto expresan su deseo de seguirlo en su viaje. Es entonces que Guts, reflexiona: "Mi lugar... Por idiota y obstinado no me daba cuenta... Pero aquí ya tenía lo que en realidad anhelaba. ¿Por qué no nos percatamos de estas cosas hasta que se acaban o las perdemos?". Poco después, Guts observa a Casca llorando junto al carromato en el que descansa Griffith. Casca explica que no puede irse con él, ya que no puede abandonarlo en ese estado. Guts expresa sentirse igual, pero Casca alude a la conversación de Griffith y Charlotte en el palacio Promrose sobre cómo, si se considera su amigo e "igual", Guts ha de irse y librar sus propias batallas.[95] A raíz de esta conversación, Griffith sufre una alucinación, procediendo a conducir el carromato. Guts nota esto y sale tras él en otro carromato y ordena a Casca avisar a los demás, preguntándose si todo empezó por su culpa, sin saber bien qué hacer y qué pasará después.[96] Cuando logra alcanzarlo, lo encuentra tirado en un lago; percatándose de que comienza un eclipse solar. Detrás del Halcón ve varias personas extrañas y corre a ayudarlo. En cuanto se acerca a él y pone su mano en el hombro de este, Guts y el resto son llevados a una punto de unión temporal donde el cielo y el terreno están compuestos de rostros.[97]

04

Guts es atrapado por Borkoff.

Guts observa cómo Casca maneja una situación como esa y reflexiona sobre ello. Asimismo, nota cómo el beherit ha vuelto a Griffith. Además, ahora llora sangre y tiene una forma diferente, coincidiendo el cambio justo cuando todo dio un vuelco. Las extrañas personas que se les habían aparecido en el lago proclaman que el momento de "el Eclipse" ha llegado, y por ende el advenimiento de los cuatro "ángeles guardianes" de la Mano de Dios.[98][99] Durante la proclamación de los "ángeles" sobre el destino de Griffith y su parentesco con ellos, Guts desafía a los seres ante cómo han sido llevados a semejante lugar y dicen cosas que, para él, son "estupideces" al no tener Griffith nada especial.[99] Confuso ante la afirmación de estos de que serán "sacrificios" y Griffith "un rey demonio", Guts arremete preguntando si van a transformar a su amigo a cambio de sus vidas, lo que le recalcan qué será decisión del propio Halcón. Al instante, se erige una enorme mano-altar, cayendo Guts, siendo Griffith incapaz de su sujetarlo por su debilidad. Con ayuda de cuchillos, Guts comienza a trepar hacia arriba.[100] Al llegar a la palma del altar, Griffith le sonríe con cierta melancolía, cerrándose el altar, aunque Guts logra mantenerse en una parte de este. Al poco tiempo, es marcado en su nuca con el Estigma del Maldito.[101] Guts intenta sacar a Griffith de ahí, negando las afirmaciones de los ángeles, afirmando que Griffith jamás haría algo así, pero termina cuestionando sus propias palabras al rememorar varias de sus conversaciones con él. Al ver que decenas de apóstoles iban por él, Guts no tiene más remedio que luchar con todas sus fuerzas e irá.[102] En medio de su batalla, Guts arranca el cuerno a un apóstol y lo usa como arma.[103]

Al caer abruptamente de la mano-altar durante su feroz lucha, observa horrorizado los cadáveres de sus camaradas. Desesperado, llama a los posibles supervivientes, encontrándose a Gastón gravemente herido. Este habla brevemente con Guts hasta que, de repente, la cabeza de Gastón estalla frente a Guts por culpa de un apóstol diminuto que le parasitó. Guts, consternado y triste, intenta matar al apóstol, pero este huye. [104] Al poco tiempo nota que Pippin parece seguir con vida, aproximándose a él sólo para presenciar a un apóstol babosa partiéndolo en dos. Al ver a Casca atrapada por varios apóstoles, Guts toma la espada de Gastón y se lanza contra ellos con furia hasta que un apóstol atrapa su brazo izquierdo con sus fauces.[105] Ante el renacimiento de Griffith como miembro de la Mano de Dios, los apóstoles revelan los nombres de los ángeles, siendo ahora Griffith "Alas de Tinieblas, Femto". Femto se aproxima a un confuso Guts, sólo para que el apóstol que sometía a Casca se la entregase, procediendo a violarla frente a él. Guts rompe la espada al intentar soltarse del apóstol, por lo que se corta el brazo con el filo que queda y se dispone a detener a Femto.[106] Rápidamente, varios apóstoles lo detienen y solo puede observar impotente a Griffith continuar el acto. A continuación, irrumpe en el escenario el Caballero de la Calavera.[107] Este se retira del lugar con Guts y Casca. Fuera del punto de unión temporal, este pide a Rickert -quien había llegado al lugar poco después de iniciado el Eclipse- que cure a los supervivientes con el polvo de alas de elfo que le había regalado una compañía de circo ambulante. Al acordar el Caballero de la Calavera con Zodd de posponer su duelo, el Caballero se retira con los jóvenes y Zodd se pregunta intrigado cómo se desempeñará "el espadachín marcado" a partir de ahora.[108]

Tras cuatro días en los que Guts tiene una ensoñación en la cual ve a la Banda del Halcón dirigiéndose a caballo al abismo, Guts despierta en una cueva. Con la llegada de Erica y Rickert, se le explica que está en la mina de Godo y que el Caballero de la Calavera les trajo allí. Guts agarra a Rickert y pregunta dónde está Casca. Al ver a

Kiasca niño

Nace el niño demoníaco.

Casca, intenta hablarle, pero ella no lo reconoce y se refugia en Erica. Rickert le explica que Casca no los reconoce y que solo confía en Erica, lo que provoca que Guts salga corriendo del lugar pese a las advertencias de Rickert.[109] A la noche, se percata de que estaba siendo rodeado por varios espíritus. Es entonces que aparece el Caballero de la Calavera, explicando que ahora se encuentra en el intersticio.[110] Mientras Guts lucha contra los espíritus con una espada prestada por el caballero, este le explica que el estigma -que había empezado a sangrar- atrae a seres de las tinieblas como esos debido a cómo su cuerpo y sangre habían sido dados en ofrenda a ellos. Ante el desdén de Guts sobre los conceptos nombrados y que jura que acabará con cada uno de ellps, el caballero nota que su poder fue lo que le permitió salir vivo del Eclipse.[111]

Sin embargo, los espíritus dejaron de atacarlo al encontrar a Casca, tal y como nota el Caballero de la Calavera. Rápidamente, Guts pide que lo llevé donde Casca. En el trayecto, el caballero le explica que esta es la segunda vez que lleva a Guts, siendo la primera el sacarle del "mundo alternativo". Ante la pregunta del joven sobre quién es él, simplemente responde que es "enemigo de esos seres de ultratumba" y que le llevó a la mina de Godo porque era el lugar ideal para esconderles de seres de las tinieblas al haber sido la montaña hogar de hadas y elfos, así como que el polvo de alas de elfo fue lo que le mantuvo vivo. El caballero se pregunta si tal vez tiene algún vínculo con estos seres. Cuando se aproximan a Casca, el caballero observa que la joven está rodeada de espíritus malignos sin atacarla. Cuando Guts se acerca a comprobar su bienestar, ella da a luz al niño demoníaco. Creyéndolo un ser maléfico, Guts intenta matarlo, pero Casca lo protege a toda costa, incluso mientras le dice que el infante es "un ser maléfico, uno de los que devoraron a los nuestros y te dejaron así". Al amanecer, el caballero nota que es hijo de Guts. Tras denotar que el niño sólo se ha desplazado junto con los demás espectros a causa de la luz del sol y que, a su manera, el pequeño aprecia a sus padres, el caballero se despide del "hombre que pugna".[112]

Después de recuperarse de sus heridas en la mina de Godo y reajustar sus sentidos tras la pérdida de un ojo y un brazo, Guts se prepara para vengarse de Griffith y asesinar a todos los apóstoles, dejando a Casca en la seguridad de la mina: su actitud apenas ha cambiado en un mes (aunque ya no intenta huir si se presenta ante ella) y ella le teme, especialmente en lo tocante a su intimidad. Al día siguiente, Guts se prepara para partir. Explica a Rickert que lleva cuchillos al pensar que a partir de entonces podrían serle últiles, habiendo Judeau enseñado las bases aunque él no quiso ir más allá porque no iban con él. Ante la pregunta de Erica, explica que va de negro "porque le tocará luchar a menudo en lugares oscuros" y que "ellos moran en las tinieblas". Ambos ofrecen a Guts un brazo postizo hecho con materiales varios del almacén de Godo. Antes de probarlo -para la diversión de los niños, que esperan que Guts descubra su sorpresa-, Godo se queja de que Guts se lleva materiales a la venta, pero le da como regalo de desepedida una espada que acababa de forjar aquel mismo día y que consideraba una obra de arte difícil de mellar.[113] Cuando se disponía a probarla, entra en la casa el apóstol perro, quien estaba siguiendo "el rastro residual del mal".

Sintiendo que sus ganas de matar obnubilan su miedo, corre para asestarle varias estocadas logrando hacerle varias heridas y abrirle el abdomen, pero con este último ataque su espada se rompe y el apóstol aprovecha esto para lanzarlo contra la puerta del almacén de Godo. Guts se niega a caer en ese sitio ("Si no, ¿qué sentido tendría haber sobrevivido?") y hace caso a las instrucciones de Rickert de apuntar con su brazo mecánico y tirar de la lengüeta. Debido a que el brazo estaba demasiado cargado con pólvora, Guts se disloca el brazo. A continuación, encuentra la Matadragones y corta a la mitad al apóstol con esta, preguntando a Godo por qué no le había dicho que tenía "el cacharro perfecto para su batalla". Poco después, Rickert pregunta a Guts si no va a despedirse de Casca y afirma que, en su opinión, tal vez debería quedarse allí antes de vengar a los que ya no están, no pudiendo aceptar al fin de la Banda del Halcón. Guts responde que todavía quedan monstruos: la guerra no ha terminado. Pide a Rickert que proteja a la comandante y que él, como jefe del pelotón de asalto, penetrará a matar en las filas enemigas. En su fuero interior, ve que le dan igual los motivos y que sólo hay una cosa segura: algo tenebroso y tremendamente agresivo mora en su interior, sosteniendo sus piernas e instándolas a avanzar.[114]

El Espadachín Negro[]

Gutsvol1

Guts continúa su viaje de venganza durante dos años. En un momento no determinado, Guts tiene sexo con la mujer apóstol, quien se transforma y advierte que va a matarlo. Guts le dispara con el cañón de su brazo mecánico y se marcha. Más tarde llega a la ciudad de Koka y entra a una taberna donde unos bandidos están torturando a un elfo llamado Puck. Guts dispara con su ballesta y pide a uno de ellos que avise a su jefe que "ha venido el Espadachín Negro". Poco después que Puck se presentase y le contara su historia, Guts es capturado por los soldados de la ciudad, siendo torturado en un calabozo por según el alcalde, provocar al inhumano señor de los bandidos y poner en peligro al pueblo. Aún así, Guts se burla de la hipocresía del alcalde y le echa en cara que le entrega personas de alimentos para salvar su propio pellejo. Estando solo en el calabozo, el niño demoníaco se le aparece. Al verlo, Guts le grita que no se acerque. Puck llega con las llaves en ese momento, asustándose por el grito de Guts. Puck cura sus heridas y charla un rato con Guts, molestándose por la actitud hostil de Guts y viéndose fatigado al sentir sus verdaderas emociones (ira, tristeza, miedo...). Al retirarse Puck, le sangra el estigma a Guts y observa que el pueblo está siendo destruido e incendiado. Guts aparece camuflado entre cadáveres al lugar, matando a varios subalternos del señor de Koka. Guts derriba dos veces al señor de Koka, pero este desata su forma de apóstol y lo derrota. El apóstol levanta de un brazo a Guts, mofándose de cómo los humanos son sólo alimentos para ellos. Guts aprovecha esto para dispararle con el cañón de su brazo mecánico y rematarlo cortándolo por la mitad con la Matadragones. Guts tortura asaetando al apóstol exigiendo información de la Mano de Dios, dejándolo morir al no saber nada.[115]

Al día siguiente, mientras se dirigía a una ciudad, es recogido por un hombre religioso y su hija, Collette. Guts advierte que es perseguido por espíritus, pero el hombre no se lo toma en serio, afirmando tener uno de buena fortuna (Puck). El hombre pregunta a Guts si es mercenario, criticando dicho estilo de vida y narrando la fugaz vida de su sobrino. Después, Guts duerme y tiene una pesadilla inducida por un íncubo. Al darse cuenta, Guts despierta alarmado y lo mata rápidamente, bajando del carromato para prepararse contra los espíritus. Pese a las advertencias de Guts, Collette baja para tratar de calmar a los caballos, siendo atravesada por una lanza. El carromato queda rodeado por un grupo de esqueletos poseídos. Este mata a varios de ellos hasta percatarse que una poseída Collette había decapitado a su padre. La chica se le acerca y le hace una herida, por lo que Guts la remata. Después de esto, Guts continúa luchando hasta el amanecer. Guts explota y dispara al aire al ser atormentado por los espíritus mientras partían.[116]

Gutscabeza

Guts llega a la ciudad cuando se estaba ejecutando a una muchacha acusada de herejía. Cuando cae la cabeza de esta al suelo, Guts la recoge y la lanza al conde del lugar. El Conde se percata que Guts le dibujó un estigma en la frente, viendo a Guts hacer una seña hostil con la sangre de su estigma, recalcándole de ese modo que va a cazarlo como apóstol que es. El Conde rápidamente envía a su guardia tras él. Al ser rodeado, Guts desenvaina su espada y mata a varios. Puck llega avisando que encima de él había varios soldados con ballestas apuntándole, emitiendo un potente halo de luz para cegarlos. Puck, al ver que su estrategia funcionó, alardea de haberle salvado la vida, pero es atrapado por un soldado. Guts corta ambas manos a este y libera al elfo, saldando su deuda. Luego, aparece el capitán Zondark, quien no logra asestar ataque alguno a Guts. Guts le devuelve uno y le destroza parcialmente el rostro. Un hombre escondido en el alcantarillado lanza varias bolas de humo para facilitar la huida de Guts y Puck. Poco después, el hombre, que se identifica como Vargas, los lleva a su escondite y laboratorio, donde tiene objetos inquietantes, incluyendo un beherit.[117]

Zondarkvol2

Es aquí donde les narra su vida y la inhumanidad del Conde. Tras explicar Guts la función del beherit, Vargas ruega a Guts que vengue a su familia muerta y a él mismo, dando una ruta para infiltrarse al castillo. Mientras discutían, irrumpe Zondark, pareciendo estar poseído. Zondark ataca a Guts con una fuerza desmesurada, pero este le corta un brazo, el cual regenera y ataca nuevamente. Tras esquivar varios ataques, Guts se posiciona rápidamente detrás de su adversario y le corta el brazo izquierdo y parte de la cabeza. Es entonces que sobresale de la cabeza de Zondark un pequeño "Conde" desatado pero, cuando Zondark se dispone a atacar de nuevo a Guts cae sobre él el techo de la guarida. Guts y los demás aprovechan para escapar por el alcantarillado. Una vez fuera, Guts pide a Vargas que le dé el beherit y se marcha sin importarle este. Horas después, presencia la ejecución de Vargas. Guts se marcha y actúa ante Puck como si no le importara, pero realmente siente remordimiento por no haberle ayudado. Ante una última súplica de venganza de Vargas, Guts se marea y ve al niño demoníaco resonando eso último. Por su parte, Puck cayó en la trampa que había sido tendida para Guts. Al atardecer, Guts llega al cementerio donde yace muerto Vargas, siendo casi poseído por las almas en pena de quienes perecieron a manos del Conde.[118]

Gutsvol2

Al caer la noche, Guts se dirige al castillo del Conde, pero mientras sube es detenido por Zondark. Después de varios ataques que apenas provocan daño en su enemigo, Guts logra acabar con este aplastando la cabeza del álter ego del Conde. Poco después llega a una habitación en la que lo esperaban numerosos guardias; los cuales le disparan con sus ballestas. Guts logra repeler este ataque y acaba con todos fácilmente. Finalmente, logra llegar a la habitación donde se encontraba el Conde, el cual enseguida se desata para obtener ventaja. En medio del combate, Guts utiliza de señuelo a Dahl, pereciendo este en su lugar. Guts no logra dar pelea al Conde y es humillado por este,[119] pero, ante la llegada inesperada de Theresia, hija del Conde, Guts se aprovecha de la distracción del Conde para tomarla de rehén y con ello logra asestar un ataque en su punto débil. Guts se ensaña apuñalándolo e humillándolo frente a su hija, pero la sangre y desesperación del Conde activa el beherit e invoca en un punto de unión temporal a la Mano de Dios.[120]

La Mano de Dios en el Capítulo 6

Al verlos, Guts entra en cólera y arremete verbalmente contra Femto, quien se burla de él. Cuando estaban cara a cara, Guts, casi inconsciente por la gran pérdida de sangre, intenta atacarle, pero rápidamente es repelido. Por otro lado, el Conde intenta sacrificar a Guts, pero se le recalca que debe ser alguien no marcado e importante para él, como su hija. El Conde confuso pregunta si acaso el Espadachín Negro no es su enemigo, lo que no se toman enserio ninguno de ellos. Slan en particular expresa interés en Guts. Guts enfurece con Theresia ante cómo está dispuesta a ser sacrificada.[121] El Conde termina rehusándose a sacrificar a su hija, siendo arrastrado por las almas en pena al abismo al morir. Las mismas intentan llevarse a Guts por su estigma, pero este logra soltarse y regresar al terreno al salir impulsado tras disparar su cañon hacía Femto. Al regresar al mundo material, ante la desesperación de Theresia, Guts le insta a suicidarse con un cuchillo. Theresia lo intenta, pero al dudar, se desprende el suelo, aferrándose ella a la Matadragones con sus manos. Tras ser alzada por Guts, la joven le culpa por todo y jura acabar con su vida algún día. Guts se marcha disimulando su tristeza.[38]

Condena[]

Una noche de lluvia, estando tres días sin dormir ni ver la luz del sol, Guts reposaba en un bosque donde unos bandidos habían secuestrado a la joven Jill. Guts les pregunta si es cierta la historia que uno de ellos acababa de contar sobre un árbol maligno, aconsejándo que deberían irse del lugar cuanto antes a menos que quisieran morir. Cuando los bandidos intentan atacar a Guts, el árbol toma vida y comienza su ataque.[122][123] Después de salvar a Jill, esta lo conduce hasta su pueblo, el cual han atacado varias veces los elfos del Valle de la Niebla. Allí, Zepek, padre de Jill, enfurece al verse agredido por Guts mientras reprendia a Jill. Al demostrar Guts que fue obra de Puck, los lugareños creen que quiere atacarlos. Ante la situación, Guts se marcha eludiendo su persecución y se resguarda en un estropeado molino no muy lejano a petición de Jill.[124] Al día siguiente, mata a un íncubo y se percata que Jill dormía a su lado. Esta le llevó algo de comida, y a petición de Guts, explica qué tipo de seres son esos "elfos" y el lugar en el que viven. Guts sale del molino al sangrarle el estigma, percatándose de que aquellos "elfos" se dirigían al pueblo. Cuando llega, Guts encuentra a un niño que acababa de perder a sus padres, salvándolo de varios elfos.[125] Al acordar con él, lo usa como cebo para atraer a los elfos hasta el interior de un granero, donde les dispara con el cañón de su brazo mecánico.[126] Es entonces que Rosine llega al lugar y arremete contra Guts, optando por marcharse cuando Jill la reconoce. Cuando los habitantes del pueblo pueden salir de sus refugios, observan el granero ardiendo, donde no encontrarían a los elfos muertos durante el combate, sino cadáveres de niños calcinados. Cuando Guts se da cuenta de ello, decide escapar tomando como rehén a Jill.[127]

Guts-derrotando-a-Rosine

Guts hiriendo a Rosine.

Por el atardecer, Guts suelta a Jill en un campo a las afueras del pueblo. Jill se ofrece a acompañarlo al Valle de la Niebla, explicando que Rosine es su amiga de la infancia que había desaparecido hace unos años. Guts le advierte que sin importar si es su amiga, la matará, abandonándola. Puck enfurece con Guts por ello, dejándolo tras una discusión donde Guts afirma no haberlo aceptado como su compañero de viaje. Al caer la noche, Guts es acosado por los espíritus de los niños. El niño demoníaco se le aparece en la hoguera, rechazándolo tajantemente Guts, preguntando si él los trajo allí.[128] En medio de su habitual lucha nocturna, Jill y Puck llegan al sitio, provocando que Guts caiga a un acantilado al tratar de proteger a Jill. En la mañana, Jill cura a Guts sancudiendo a Puck a petición suya. Ante la pregunta de Guts, Jill explica que "Pikaf" (nombre con el que Rosine llamó a Puck) es el protagonista de un cuento que fascinaba a Rosine.[129] Al narrarle Jill su historia con Rosine, su extraña desaparición junto con sus padres y que esta tenía un extraño artefacto, Guts le muestra su beherit y le explica un poco que es, aclarándole a Jill que ella sacrificó a sus padres para convertirse en "eso". Entonces, recalca que matará a Rosine, y que si se entromete la matará a ella también, por lo que Jill enfurece y se marcha, siguiéndola Puck.[130] Poco después, Guts intenta atacar sorpresivamente a Rosine, pero esta huye junto con Jill. Puck recrimina el acto de Guts al no importarle matar a Jill también, dejándolo nuevamente.[131]

Más tarde, Guts llega y se encuentra con los bandidos que confrontó antes, ahora convertidos en parte de los "guardianes del Valle de la Niebla" (pseudoapóstoles de forma semejante a un insecto).[132] Tras un brutal combate, Guts se desploma, pero por suerte el saco donde dormía Puck tenía polvo de alas de elfo.[133]. Entretanto, Guts irrumpe en el terreno de las crisálidas donde Rosine convertía en "elfos" a los niños, lanzando antorchas y generando un incendio forestal. Rosine al instante ordena a su elfos a atacar.[134] Guts los rebana con su Matadragones y utiliza esta para abrir una crisálida y así extinguir las llamas que llegaron a su cuerpo.[135] Una enfurecida Rosine libera su forma desatada e inicialmente abruma a Guts con su inmensa velocidad.[136] Siendo atravesado su brazo biológico por un cuerno de Rosine, Guts logra soltarse disparando su cañon en el abdomen, cayendo ambos.[137] Al aterrizar, Guts ve en Jill un cebo para atraer a Rosine y atacarle, esperando oculto en las ramas y árboles. El plan funciona pero el ataque no resultó letal.[138] En respuesta, Rosine golpea a Guts y lo eleva porlos cielos, pretendiendo atravesarlo. Al atravesar Rosine la mandíbula de Guts, se aterra al ver su expresión asesina, siendo tajada por la Matadragones. Al aterrizar al lago, Guts se dirige a rematar a Rosine cegado por su sed de sangre, incluso estando Jill frente a ella.[139] Justo en ese instante es asaetado por Zepek, quien venía acompañado de los Caballeros de la Santa Cadena de Hierro, viéndose obligado a huir. Poco después se reencuentra con Jill, y tras explicar que su mundo es aterrador y que debería "librar sus propias batallas", la niña deja a Guts y regresa a su hogar.[140]

Con el tiempo, los Caballeros de la Santa Cadena de Hierro alcanzan al Espadachín Negro, revelando los horrores que creían que era obra suya, así como la garantía profética de su detención por parte de la Santa Sede. Gravemente herido por su encuentro anterior, solo puede mantener la fuerza suficiente para alejar a la mayoría de los caballeros atacantes antes de ser abrumado por su vicecomandante, Azan. Al darse cuenta de que carece de la fuerza para combatir a todo el regimiento, intenta desmoralizar e interrumpir a los caballeros al eliminar a Farnese de Vandimion, su comandante en jefe inexperta. Sin embargo, es detenido por el asistente de esta, Serpico, y posteriormente detenido.

Guts es llevado a un campamento de los caballeros, donde Farnese intenta forzarle a confesar por medio de un interrogatorio. Guts solo se burla de su hueca devoción religiosa. Durante la noche, Puck lo libera de su jaula y sus restricciones, permitiendo que el espadachín vuelva a adquirir su equipo, tome a Farnese como rehén y escape del campamento. Es perseguido por espíritus atraídos por su marca, cuya naturaleza "milagrosa" utiliza para ridiculizar y sacudir aún más las creencias de Farnese. Cuando Farnese sale corriendo, se encuentra a merced de su caballo, ahora poseído. Guts recuerda la violación de Casca durante el Eclipse ante el gesto lujurioso del equino, y combate a los espíritus hasta la mañana. Antes del amanecer, Guts es acosado por un Farnese ahora poseída y desnuda antes de que el espíritu la abandonase al amanecer. Serpico pronto llega a su ubicación y, después de una breve lucha con Guts, se va junto con Farnese.

En un momento posterior, mientras descansa sobre una colina, el niño demoníaco aparece ante él, mostrándole una visión de la quema de Casca en la hoguera, así como una vaga descripción de su posible ubicación. De hecho, al regresar al hogar de Godo, descubre que Casca ha desaparecido, y Rickert se entera de que en la denominada "torre de la condena" se habían establecido refugiados de Midland debido a una reciente epidemia de peste.

Halcón Milenario[]

Esta sección necesita una expansión.

El grupo se conforma un día en el cual Isidro era perseguido por Farnese de Vandimion y por Serpico, ya que les había robado la comida (huyendo de ellos había llegado hasta un cerro donde Guts descansaba). Cuando Guts por fin se despierta, Farnese le pide unirse a él y acepta. El último miembro en unirse al grupo sería Schierke.

Fantasia[]

Esta sección necesita una expansión.


Curiosidades[]

  • Según una entrevista (en japonés), la creación de Guts partió de tres ideas-molde sencillas: "Espadachín Negro" (como en Hakaider), "brazo prostético" (como en Dororo) y "lucha contra monstruos". El Guts "Espadachín Negro" poco a poco se convierte más en monstruo hasta que evoluciona gracias al punto de vista de terceras personas: no es extraño que, en su primera retrospectiva de La Edad de Oro, sea Griffith quien inicie la conversación. Miura ve esto como una catarsis positiva, siendo el momento en el que empieza a haber espacio para simpatizar con Guts. Según la entrevista entre Miura y Kazuhiko Torishima, Miura creó los contenidos de Berserk por etapas, siendo el primero el Guts "Espadachín Negro" (aún sin trasfondo). Al ser su primera obra larga, Miura desarrolló el concepto "Espadachín Negro" tanto como pudo: "furioso" y "de negro". Su furia era vengadora, y para la venganza usaría una espada enorme. Solo fue en el volumen 3 o 4 que Miura empezó a pensar qué era lo que quería vengar.
  • Según otra entrevista (en francés) al periódico francés Le Figaro, Guts está basado en el primer Mad Max. En esta y otras entrevistas, también señala que el papel de Rutger Hauer en Flesh and Blood influenció a Guts: un hombre corpulento y peligroso.
  • Según la entrevista incluida en Berserk Illustrations File, Kentaro Miura eligió el nombre de Guts por su sonoridad y porque se le antojaba vagamente germánico. Simplemente, pensó que se adecuaba a un manga shônen. Tiempo después, descubrió que la palabra "gato" en alemán sonaba parecido a "Guts", y Miura opina que es bueno que pueda evocar un "gato montés".
  • Según la entrevista entre Kentaro Miura y Kazuhiko Torishima, la relación entre Guts y Griffith está basada en la que Miura tuvo con Kouji Mori. A Miura le parecía formidable y carismático, hasta tal punto que sentía que, si no se alejaba de él, le haría empequeñecer. Por ello, Miura se aplicó en "devolvérselo" creando manga. Ahora bien, Miura expresó que él a veces era Griffith y otras, Guts.
    • Según la entrevista a EFE, Kouji Mori cree que Miura es Guts. Al igual que Guts dice que su espada es lo único que tiene, Miura decía lo mismo de su bolígrafo para dibujar, pues era lo único que creía que sabía hacer. Mori, que afirma no tener tanto talento, requiere de ayuda de otros para salir adelante. En ese sentido, cree que se parece a Griffith.
  • Según lo afirmado por Mori al subir a Twitter una ilustración por año nuevo de 2024, "no dibujaría a Guts" en la historia, su dibujo "no siquiera está cerca del de Miura" y añadió que, en su momento, había ayudado con el diseño de trajes y derivados. También afirmó que, cuando dibuja a Guts, se siente nostálgico, y siente como si estuviera con Miura. Además, Miura y él solía hacer dibujos de personajes del otro. Se le da mejor dibujar al Guts joven por haber ayudado con el diseño de trajes y derivados.
  • En su combate contra Guts y Serpico, Dhaiva los llama "chatrias" ("guerreros") de Durga y Vayu, respectivamente. Durga es la forma guerrera de Parvati, que usa su ira contra lo maligno. Por su parte, Vayu es el dios de los vientos en el hinduísmo.
  • Hasta la aparición de la espada Matadragones, Guts usó varias espadas durante su vida:
    • Primera espada: venganza 9 (pre-numeración). Se desconoce cómo la obtuvo.
    • Segunda espada: venganza 11 (pre-numeración). Se desconoce cómo la obtuvo.
    • Tercera espada: episodio 1. Se desconoce cómo la obtuvo. Rota en el episodio 26. Curiosamente, la primera página del 29 muestra a Guts con dicha espada.
    • Espada de Zodd: prestada durante el episodio 27 durante la lucha contra Boscogn. Guts la abandona tras la toma de Doldrey.
    • Cuarta espada: episodio 32. Se desconoce cómo lo obtuvo. Usada para matar a los secuestradores contratados por Griffith.
    • Quinta espada: episodio 42. Se descubre en el episodio 48 que fue creada por Godo cuando Guts rompió la anterior mientras entrenaba. Rota en el episodio 66 durante la pelea contra Wyald.
    • Espada de Gastón: episodio 84: Guts usa la espada de Gastón tras la muerte de este. Curiosamente, no es la espada que aparece en la portada del episodio 80. Rota en el episodio 85 al usarla para zafarse de las fauces de Borkoff.
    • Espada del Caballero de la Calavera: prestada y devuelta en el episodio 91.
    • Sexta espada: episodio 93. Usada para entrenar sus reflejos tras el Eclipse.
    • Séptima espada: episodio 93. Regalo de Godo. Es rota en el episodio 94 durante la lucha contra el apóstol perro.
    • Matadragones: episodio 94: Guts la toma del almacén de Godo para luchar contra dicho apóstol.
  • Si bien todavía lleva el beherit del Conde, no se ha confirmado que sea suyo. Tanto Flora como Gedfryn han teorizado que él podría ser simplemente su "medio de transporte" hasta su propietario.
  • Guts ha demostrado tener éxito al apostar, ganando contra varios adversarios diez veces seguidas en han chou bakuchi (enlace en inglés) durante su época en la Banda del Halcón.
  • Según la descripción en inglés dada en Sword of the Berserk: Guts' Rage, Guts vive en un mundo de oscuridad en el que es acosado por horribles demonios, buscando curar la demencia de Casca, los recuerdos de su amor y encontrar un hogar. Se dice que usa su marca del cuello para cazar demonios, que ha perdido mucho en su vida y que su corazón es turbado por sentimientos oscuros de ira y odio.
  • Tetsuo Hara, cuyo estilo influenció a Kentaro Miura, realizó un intercambio artístico con Miura, el 25 de agosto de 2006, dibujando una ilustración de Guts. Por su parte, Miura realizó la de Oda Nobunaga, de la obra de Hara llamada Ikusa no Ko: Oda Saburō Nobunaga Den.
  • Guts aparece de tres maneras en la colaboración con el videojuego Elemental Story. En la primera es mostrado con Puck. Sus técnicas (Polvo de elfo, Ballesta de repetición, Matadragones) como sus habilidades (Habitante del Intersticio entre otras) hacen alusión a aspectos de su figura. La segunda tiene como técnicas "Disparo de ballesta", "Cañón de brazo" y "Matadragones", mientras que entre sus habilidades se encuentra "Habitante del Intersticio" y "Bestia de la Oscuridad". La tercera es una variación de esta con la armadura de Berserker, cuyas técnicas y habilidades hacen referencia a los ataques brutales que realiza Guts al luchar con ella.
  • En su aparición en la colaboración con Dragon Poker, sus habilidades aluden a facetas suyas como personaje ("Asesino de Cien Hombres"/百匹斬り, "Espadachín Negro"/黒い剣士 y "Caza de Apóstoles"/使徒狩り).
  • En su aparición en la colaboración con el videojuego Crystal of Reunion, sus habilidades aluden a facetas suyas como personaje: "Matadragones"/ドラゴンころし y "Mano protésica de hierro armada con cañón"/大砲仕込みの鉄の義手. Según su descripción, es "un guerrero negro que hace pleno uso de la Matadragones ".
Hen Zemi - Berserker
  • En el episodio 36 del manga Yōjo Senki, Guts aparece armado con la Matadragones como un ejemplo de "berserker", rodeado de vikingos del videojuego Final Fantasy III.
  • En la segunda encuesta de popularidad del manga My Hero Academia, uno de los héroes más importantes, All Might, fue retratado con la espada Matadragones en la ilustración conceptual de la encuesta.
Guts en Youjo Senki

Guts en Yōjo Senki.

  • Kenichiro Takaki, creador de los videojuegos Senran Kagura, confirmó en su cuenta de Twitter que el diseño de Yomi, una de las protagonistas, fue inspirado como "una versión femenina" del de Guts.
  • Varios grupos de música han realizado canciones sobre Guts:
    • El grupo de música Battle Beast, que tiene en su haber varias canciones inspiradas en Berserk, compuso el tema Iron Hand en referencia a Guts.
    • El grupo Bejelit (grafía dada en las traducciones italianas al beherit) tiene varias canciones que aluden a Guts, como "Bloodsign" (sobre la venganza de Guts para eliminar a los Mano de Dios, Matadragones en mano) o "Bones and Evil" (sobre la lucha de Guts en el bosque contra los cadáveres reanimados tras la muerte de Collette y su padre).
    • El grupo Fourth Dominion tiene una canción llamada "Behelit" que resume en primera persona la vida de Guts desde su nacimiento hasta sus esfuerzos para proteger a Casca tras el Eclipse.
    • El grupo Beast In Black (del que forma parte Anton Kabanen, ex miembro de Battle Beast) lanzó un primer disco llamado Berserker, que posee varias canciones que aluden a la franquicia y a Guts, tales como "Beast in Black" (sobre sus ataques al vestir la armadura de Berserker y la influencia de la Bestia de las Tinieblas) y "Go to Hell" (sobre las noches en las que Guts lucha contra los seres atraídos por el Estigma del Maldito). ¡Broken Survivors", que trata de la relación entre Guts y Casca, fue lanzada el 6 de mayo de 2022, coincidiendo con el primer aniversario de la muerte de Kentaro Miura.
    • El grupo Warbell (enlace en polaco) tiene una canción titulada "Berserk'"', que habla del nacimiento de Guts y su lucha impasible en el Intersticio contra las huestes de los Mano de Dios.
    • El grupo Pus tiene la canción "The Black Swordsman" sobre sus batallas contra los seres de la oscuridad.
    • El grupo Bastard of Loran tiene una canción llamada "Struggler". Usa las descripciones del Caballero de la Calavera sobre su tenacidad en el intersticio y su nacimiento. También alude al episodio "Hogueras de sueños", el cómo el Estigma del Maldito sangra y la venganza de Guts ante Femto durante dos años por la muerte de los miembros de la Banda del Halcón y lo ocurrido a Casca.
Figuras de Casca, Guts y Griffith en Spiritfarer

Figuras de Casca, Guts y Griffith en el videojuego Spiritfarer.

  • En el videojuego Doom Eternal, un cartel avisa de la pérdida de un perro llamado "Gryffin". De este se dice que fue visto por última vez con un "guerrero marcado".
  • En Paso doble binario, el sexto episodio de la adaptación a imagen real del anime Cowboy Bebop, aparece un cartel que anuncia un dentista llamado "Guts G. Rifiph".
  • El videojuego Spiritfarer posee una habitación conocida como "La maravillosa guarida de Buck" (Buck's Lair of Wonders en su nombre original) en la que se encuentran figuras de Griffith, Guts y Casca. Dichas figuras muestran el aspecto de cada personaje durante la Edad de Oro.
  • El director de los videojuegos de la saga Dark Souls, Hideaka Miyazaki, explicó en una entrevista durante el Gamescom de 2015 que se adaptó para Dark Souls 3 el modo en el que Guts lucha a dos manos con la Matadragones.
  • Victor "Bloody Rain" Freeman, protagonista del manga Blaster Knuckle, guarda varias similitudes físicas con Guts, como pueden ser algunas facciones del rostro, una cicatriz en la nariz o un brazo de hierro. Cabe destacar además que Shizuya Wazarai, gran amigo del autor de Berserk en la escuela secundaria, hizo una presentación de este personaje muy similar a la de Guts al inicio del manga de Miura.
  • La especie Lathrobium guts recibe su nombre de Guts. Esto es debido a cómo su descubridor, fan de Berserk, encontró la especie en la prefectura de Chiba, lugar de nacimiento de Kentaro Miura, y deseaba honrar la muerte de este.

Galería[]